Celebramos que la virgen María es la madre de Dios

En el evangelio de hoy vemos que los pastores alabaron y glorificaron a Dios “por todo cuanto habían visto y óido, según lo que se les había anunciado” por parte del ángel del Señor, es decir, que había nacido, “en la ciudad de David, un Salvador, que es el Mesías, el Señor”.

Aunque no tuvimos la dicha de estar ahí para ver al Niño Dios recién nacido, por la Sagrada Escritura y por la Tradición de la Iglesia sabemos que fue reconocido por los pastores, gente de corazón sencillo.

Jesucristo, “Dios de Dios, Luz de Luz, Dios verdadero de Dios verdadero”, “por obra del Espírito Santo se encarnó de la Virgen, y se hizo hombre”, como afirmamos en el Credo.

Cristo es verdadero Dios y, por lo tanto, la santísima Virgen es Madre de Dios, “porque parió según la carne al Verbo de Dios hecho carne”.

¡Bendita sea la excelsa Madre de Dios, María Santísima!

 

Leave a reply:

Your email address will not be published.

Site Footer

Sliding Sidebar